MINISTERIO DE FINANZAS BUSCA NUEVAS LINEAS DE FINANCIAMIENTO CON CHINA

El Ministerio de Finanzas explora varias fórmulas para financiar el presupuesto 2019. Una de ellas es una operación de financiamiento con el banco ICBC (Industrial and Commercial Bank of China Limited), que incluiría un pago anticipado de un crédito ya existente (suscrito en enero 2016) con Petroecuador y que había sido observado por la Contraloría en mayo del 2017.

En ese momento el ente pidió que se dejara insubsistente dicho convenio, considerando que el responsable del endeudamiento era Finanzas y no Petroecuador. La información fue publicada en redes por Fernando Villavicencio, del portal Periodismo de Investigación.

Ayer, la gerenta del Banco Central, Verónica Artola, confirmó que el Gobierno busca flujos de crédito para cumplir las metas con el Fondo Monetario. Este volverá, en noviembre, para la tercera revisión.

Al ser consultada sobre cuál es el motivo para que el país se continúe endeudando, explicó que ya se está terminando septiembre y no se ha concretado la monetización de activos prevista en el presupuesto por $1.000 millones. El gasto no ha caído tan rápidamente como se hubiese esperado. La gerenta indicó: “Esta semana vamos a definir los flujos de Finanzas, como hay metas que debemos cumplir, vamos a necesitar desembolsos nuevos”.

Entre tanto, en la iniciativa de Finanzas se explica que para cumplir con la observación de Contraloría sobre el préstamo anterior de la petrolera ya existe un Convenio de Terminación por Mutuo Acuerdo, aunque aún se mantiene la obligación de pago.

El propio Ministerio indica que Petroecuador está limitado a gestionar financiamiento que vaya para la propia petrolera, sin embargo propone la operación bajo un esquema multipartes, en el cual Petroecuador deberá vender petróleo a una empresa china. Este convenio tendría tres objetivos: cancelar la deuda con el ICBC, a fin de que cualquier operación financiera en beneficio del Ecuador sea gestionada por Finanzas; asegurar la posición de Petroecuador como comercializador de crudo, y mejorar el perfil de endeudamiento.

Sobre el tema, Fernando Santos Alvite, exministro de Energía, comentó que no tendría objeción en conseguir más deuda de China, siempre y cuando las condiciones no fueran tan duras. La experiencia, dijo, indica que son duros negociadores y el Ecuador está desesperado por liquidez. Coincidió en que el gasto estatal no ha bajado lo suficiente.

Este Diario consultó a Finanzas sobre el tema, pero no recibió respuesta.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *