‘LA CASA DE PAPEL’ SE LLEVA EL PREMIO EMMY INTERNACIONAL.

Es la primera serie española reconocida con este galardón. ‘El fin de la comedia’ competía en la categoría de mejor comedia.

La serie española La casa de papel se llevó este lunes el premio Emmy Internacional en la categoría de mejor drama. La ficción original de Atresmedia y que con su incorporación al catálogo de Netflix se convirtió en un fenómeno mundial ha sido la primera serie española en lograr este reconocimiento en esta categoría. La gala de entrega de los 46º premios Emmy Internacionales tuvo lugar en la noche del lunes en Nueva York. Los galardones son concedidos por la Academia Internacional de la Televisión, y reconocen los mejores programas de televisión producidos y emitidos fuera de Estados Unidos.

La casa de papel se enfrentaba en su categoría a otras tres ficciones: Urban myths, del Reino Unido; Um contra todos, de Brasil; e Inside edge, de India. “Esta es la última parada de un año increíble y un sueño con el que nunca habíamos soñado”, señaló a Efe el creador de la serie, Álex Pina.

La serie que narra el atraco a la Fábrica Nacional de Moneda y Timbre a través de un grupo de ladrones, los rehenes que retienen en su interior  y los policías que les rodean fuera se estrenó en Antena 3 el 2 de mayo de 2017. Con una sola temporada dividida en dos partes, la historia se cerró el 23 de noviembre de 2017 con una audiencia discreta para el prime time español de 1.798.000 espectadores. Sin embargo, la llegada a finales de 2017 de la primera parte de la serie a Netflix y el boca a boca hizo que este thriller producido por Atresmedia y Vancouver se convirtiera en un inesperado fenómeno internacional: diferentes personalidades como el futbolista Neymar o el cantante Romeo Santos la recomendaron fervientemente en redes sociales; se mantuvo durante seis semanas consecutivas como la serie más seguida por los usuarios de la aplicación TV Time; la careta de Dalí y los monos rojos de los atracadores se pudieron ver por los carnavales de Brasil.

 

La casa de papel se convirtió en la serie de habla no inglesa más vista de todo Netflix, un hito que le valió para ser renovada para una nueva tanda de capítulos, producidos ahora por la plataforma internacional. La nueva entrega ya ha empezado a rodarse y cuenta con buena parte del reparto original, además de incorporaciones como Najwa Nimri, Fernando Cayo o Rodrigo de la Serna. Su estreno está previsto para 2019.

“Para Atresmedia, La casa de papel es el máximo exponente de nuestra estrategia en ficción: una serie de calidad, de prestigio, respetuosa con los creadores, exportable y capaz de rentabilizar al máximo”, ha dicho Javier Bardají, director general de Atresmedia Televisión. Sonia Martínez, directora de Ficción de Atresmedia y productora ejecutiva de la serie, acudió a Nueva York junto a Pina a la ceremonia de entrega de premios. “No las teníamos todas con nosotros, se hacen series muy importantes y no estábamos seguros de lo que iba a pasar”, ha dicho. “Ha sido un momento maravilloso, de alegría y de recoger los frutos del trabajo de mucho tiempo”.

Aunque ha sido la única española ganadora en estos premios Emmy Internacionales, no era la única entre las nominadas. En la categoría de mejor comedia competía El fin de la comedia, producida por Comedy Central y creada por Miguel Esteban, Raúl Navarro e Ignatius Farray. Farray también es el protagonista de la serie, que narra las andanzas de un cómico una vez que se baja del escenario. La israelí Nevsu se impuso en esta categoría, en la que también competían la mexicana Club de cuervos y la canadiense Workin’ Moms.

Otro de los grandes protagonistas de la noche fue Una historia necesaria, de Chile, que recibió el premio a la mejor serie de cortos por contar en 16 capítulos historias ocurridas durante la dictadura militar de Augusto Pinochet. Antonio Ballestrazzi, productor ejecutivo, explicó que la temática de Una historia necesaria llevó a que la televisión no quisiera comprarlo, por lo que lo tuvieron que publicarlo en abierto en YouTube para darle difusión. “Más de 40 años del golpe y genocidio en Chile y aún tienen miedo”, sostuvo Ballestrazi en referencia al silencio de los medios de comunicación.

Lars Mikkelsen, el protagonista de la serie danesa Herrens Veje (Algo en que creer), fue premiado como mejor actor por dar vida a un un pastor de la Iglesia de Dinamarca que atraviesa una crisis de fe. El premio a la mejor actriz fue para Anna Schudt, protagonista de la serie alemana Ein Schnupfen hätte auch gereicht, que relata la historia de cómo la comediante Gaby Koster vuelve a los escenarios para aceptar un premio a su carrera artística cinco años después de sufrir un infarto cerebral y quedar en coma.

El británico Goodbye Aleppo fue considerado el mejor documental por contar la historia de cuatro periodistas ciudadanos que permanecen en el este de Aleppodurante los intensos bombardeos del régimen sirio, que trataba de recuperar la zona. El galardón a la mejor película para televisión o miniserie fue para una producción británica, Man in an orange shirt, una historia de amor que se centra en dos parejas homosexuales. La holandesa Etgar Keret: based on a true story fue galardonada con el mejor programa artístico, en la que se revela cómo el escritor que da título al programa juega con la fantasía y la realidad en un documental híbrido.

La mejor telenovela fue la portuguesa Ouro Verde, el mejor programa no inglés de prime time para la segunda temporada de la estadounidense El vato, y el mejor programa de entretenimiento sin guion para la belga Did you get the message?

Los Emmy Internacionales se crearon en 1973, año en el que la película de Antonio Mercero La cabina logró el premio Emmy Internacional a la mejor ficción televisiva. En 2015, Pulseras Rojas (Polseres vermelles), creada por Albert Espinosa, ganó el Emmy Kids Internacional en la categoría de mejor serie, unos galardones que se engloban dentro de los Emmy Internacionales y que premian a programas destinados a un público infantil. Más recientes son los premios conseguidos por otros españoles como Víctor Reyes, premio Emmy por la banda sonora de El infiltrado, David Ramos por los efectos visuales de Juego de tronos, o Ana Lozano por el maquillaje de El asesinato de Gianni Versace: American Crime Story.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *